PRINCIPAL

EL PROCESO DE INVENTAR
1º PASO: EL TEMA. El drama del Prestige. Me impresionó lo que vi por televisión. Me puse a pensar con la ilusión de ver si yo podría solucionarlo. Siempre se empieza así, en el fondo somos como niños: me daban las cinco de la madrugada dándole vueltas a ver si encontraba algún sistema.


2º PASO: LA IDEA. Me vino cuando vi a los pescadores en la televisión usar una pala de dientes para sacar el chapapote desde la orilla, pero gran parte se les escapaba. Más tarde le pusieron una red para que retuviera el fuel. Entonces pensé que si se cogía de manera tan sencilla se podría hacer una máquina para mejorarlo.

3º PASO: EL DISEÑO. Necesitaba algo que flotara así que ideé un cilindro que flotara. Le añadí unas palas con redes (de 6 x 1,5 metros). Lo probé pero había muchos problemas, comprobé que las redes se tupían por los vertidos.

4 º PASO: EXPERIMENTAR, EVALUAR, REPLANTEAR. Tuve que ingeniar un sistema automático de limpieza de las paletas que las limpiaran a cada vuelta. Hice un prototipo de 2 metros y lo probé con ayuda de mi mujer y mi hijo de 13 años en la playa de Ortiguera. Funcionaba. Ahora solo quedaba ajustar algunos cálculos y pequeños detalles.

La clase de Tecnología con un inventor: Luis Ríos
Encuentro del inventor de la "chapapotera" con nuestros alumnos
de la ESO hablando del "oficio de inventar". VILLAYÓN. Por Fernando Ovejero

Se llama Luis Ríos y es casi vecino nuestro, dueño del Taller Ríos de Navia en donde trabaja de mecánico y en su escaso tiempo libre se dedica a sus pasiones preferidas: pintar e inventar. Su invento más sonado tiene un año de vida, lo ha bautizado con el expresivo nombre de "chapapotera" y quiere rellenar un vacío que existe en nuestra tecnología que no supo ni pudo enfrentarse a la catástrofe del Prestige y a su derrame masivo de fuel pesado (chapapote).
Luis Ríos acudió a nuestra clase, por "amor al arte", sin más recompensa que el reconocimiento del profesor y de los alumnos, y sin que hubiera que pedírselo más de una vez, tal es su deseo de colaborar en todo aquello que pueda despertar la conciencia ecológica y la ilusión en el trabajo de nuestros escolares, a los que viéndoles como la generación que tendrá que dirigir el mundo les pide que nos ayuden a preservar el Planeta.

"Todos los inventos son buenos, mejoran la vida del ser humano, pero no todos tienen la misma trascendencia. Dependen de la necesidad que se tenga de ellos. En un concurso recientemente realizado por la empresa Terra se pedía a los oyentes que designaran el invento del año y lo razonaran. El primer puesto fue para la chapapotera. La señora ganadora argumentaba. "El hombre debe inventar cosas que disminuyan el daño que hacemos a la naturaleza". El segundo invento elegido fue un casco de motorista con air-bag. La sonda espacial a Marte, a pesar de toda su última tecnología solo fue elegida en 5º lugar. ¿Por qué? Porque podemos vivir sin viajar a Marte, pero necesitamos salvar nuestro Planeta para dejárselo a nuestros hijos, nietos..."

Vino cargado de información, de anécdotas y de un entusiasmo (que ojalá sea contagiado) que nos transmitía en cada una de las respuestas a nuestras preguntas.
Hablamos del proceso de inventar, de la ilusión y actitud que se necesita, de cómo se prueban los inventos, de los materiales que se utilizaron para la chapapotera, de cómo se hicieron los cálculos de recogida de vertidos, de por qué tres paletas y no cuatro o cuatrocientas, de por qué un catamarán como embarcación, de cuántas horas dedicó y del dinero que puede ganar con el invento, del Forum, de los encuentros de inventores, de las patentes, de las emociones de cuando fue elegido su invento para el Forum de Barcelona. De todas estas cosas y algunas más nos respondió Luis Ríos. Muchas gracias por venir.

"El ser elegido por el FORUM Barcelona me produjo una gran alegría. Soy apasionado de las cosas y cuando haces algo con ilusión y sales premiado... es una alegría increíble. No por el dinero que pueda suponer, que de momento ni un duro... En la vida no todo es dinero, y eso es lo que te llena. ¿Los beneficios que espero del invento? Me gustaría vender la patente y ganar dinero para poder tener todo el tiempo para seguir investigando e inventando. Estoy dándole ahora vueltas a la forma de producir energía eléctrica aprovechando la fuerza de los ríos, pero sin necesidad de construir embalses, porque estos generan muchos problemas ambientales."

PRINCIPAL